El Baloncesto Fuenlabrada no levanta cabeza y cae de manera contundente ante Alimerka Oviedo

Con un tercer cuarto demoledor en favor de los locales, el Baloncesto Fuenlabrada no levanta cabeza y cae de manera contundente ante Alimerka Oviedo (81-60).

El Baloncesto Fuenlabrada no levanta cabeza y cae de manera contundente ante Alimerka Oviedo

Foto: Federación Española de Baloncesto

Son tres las semanas consecutivas que tenemos que decir lo mismo para contar lo que ocurrió en el partido de la jornada del Baloncesto Fuenlabrada. Pero por desgracia la realidad es que el equipo «no levanta cabeza» y que los números no mienten: dos victorias en nueve jornadas de liga LEB Oro.

La última llegó el sábado en el Pabellón Municipal de Pumarín donde los de Toni Ten cayeron derrotados de forma contundente por un 81-60, ante el Alimerka Oviedo, resultado que demuestra que los del Fernando Martín no están bien y, lo peor, que no son capaces de salir de la espiral negativa de resultados que les acompaña desde hace varios años.

Y eso que en la primera parte no realizaron mal partido, sobre todo en la faceta defensora, dejando a Oviedo en unos números bajos con tan solo 36 puntos. Pero la falta de confianza en el ataque y en el tiro están lastrando, y mucho, el trabajo que realizan en dicha defensa.

El problema, un día más, llegó con la «desconexión de turno» que destrozó todo ese trabajo de la primera parte en 10 minutos nefastos en el tercer cuarto. Los fuenlabreños no eran capaces de seguir el rebufo que intentó iniciar Mateo Díaz y terminaron cayendo con un parcial 22-9 lo que hizo que el partido se rompiera antes de entrar al último periodo (58-40).

No funcionó nada en esos 10 minutos. Ni la defensa, ni el ataque, ni la intensidad… y además, otra jornada, las individualidades no fueron capaces de contagiar al resto y no hubo ningún momento en el que se pudieran juntar un buen momento tres o cuatro jugadores a la vez.

Al final, a pesar de que intentaron acercarse en el marcador en un par de ocasiones, el mal tercer periodo mató el partido y el 81-60 es el fiel reflejo de la situación de un Baloncesto Fuenlabrada que no reacciona, que no es capaz de voltear la situación y que, el miércoles, está obligado y sin excusas a sacar el triunfo en el duelo ante el Cáceres Patrimonio de la Humanidad en el Fernando Martín.






Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked as *

*

A %d blogueros les gusta esto: