Justo Ruiz, Director médico en funciones del Hospital de Fuenlabrada

“La normalidad total no la tendremos hasta varios meses después de contar con la vacuna”

El COVID-19 ha cogido desprevenido a toda la estructura sanitaria del país. Los datos oficiales dictan que ya son 200.210 contagiados, 20.852 fallecidos y 80.587 recuperados. No obstante, desde el día 2 de abril la incidencia de ingresados y de muertes en los hospitales ha ido bajando. Justo Ruiz, Director médico en funciones del Hospital de Fuenlabrada analiza la situación y nos cuenta cómo lo está viviendo el personal sanitario.

Justo Ruiz, Director médico en funciones del Hospital de FuenlabradaTos seca, dificultad respiratoria y fiebre son los síntomas más reconocidos del Coronavirus, sin embargo, la labor del personal sanitario estableciendo redes de intercambio de conocimientos, compartiendo protocolos de actuación y planificando y elaborando estudios, ha permitido conocer un poco más la enfermedad y actuar en consecuencia.  “El virus puede estar relacionado a otro tipo de sintomatologías como: la pérdida del gusto, del olfato, trastornos digestivos, o alteraciones cutáneas”, declara Ruiz.

El director médico también ha querido destacar que la carga viral a la que está expuesta la persona es un factor muy importante y puede determinar el desarrollo y la gravedad de la enfermedad en la persona contagiada. Justo Ruíz, hace especial énfasis en los cuidados que han de tener los grupos de riesgo, personas mayores, enfermos de cáncer, hipertensos, diabéticos, personas con enfermedades cardiovasculares o respiratorias.

Ruiz explica que la situación se maneja con una tensión emocional enorme, con el plus añadido de la incertidumbre: “Trabajamos sobre la marcha, según van llegando los casos y en función de la gravedad de los mismos Emocionalmente, el personal sanitario pasa momentos muy duros dentro de los hospitales, a lo que se añade el temor de contagiar a nuestras familias al llegar a nuestros hogares. Además, el director del hospital ensalza la colaboración del Ayuntamiento de Fuenlabrada para la construcción del hospital campaña, que ha proporcionado 60 camas extra y que han supuesto una ayuda inigualable  para redistribuir recursos y mejorar las condiciones de los pacientes.

El desconfinamiento se producirá de manera paulatina y lenta. Según Ruiz:  “La normalidad total no la tendremos hasta varios meses después de la vacuna” por esta razón, manda un mensaje de paciencia, ánimo y  responsabilidad a los ciudadanos y ciudadanas.






Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked as *

*

A %d blogueros les gusta esto: